viernes, 7 de marzo de 2014

¿Esperando un bebé? Precaución con los químicos en tu hogar

Folleto Agencia Protección Ambiental de Dinamarca
Si estás embarazada seguro que te han advertido hasta la saciedad sobre los riesgos de la toxoplasmosis, de ingerir carnes y pescados crudos, verduras mal lavadas, quesos no pasteurizados, pero ¿te han informado sobre el peligro de los químicos presentes en ciertos cosméticos o productos de limpieza que usas a diario?

Muchas organizaciones ecologistas, de consumidores, fundaciones e incluso la OMS han alertando de los peligros que los disruptores hormonales pueden tener sobre la salud,  siendo especialmente vulnerables a ellos los niños y las mujeres embarazadas. La legislación actual es tolerante con el uso de estas sustancias por lo que nos toca a los consumidores estar vigilantes y extremar las precauciones para no perjudicar a nuestros bebés.

A continuación puedes leer las recomendaciones que el Ministerio de Medioambiente de Dinamarca a través de su Agencia de Protección Ambiental ofrece a sus ciudadanas en un folleto informativo  que he resumido y traducido porque me parece esencial conocer y distribuir  a falta de uno mejor que  ofrecer en nuestro país, donde La Sociedad Española de Salud Pública y Administración Sanitaria ha tenido que escribir recientemente a la Ministra de Sanidad, Ana Mato, transmitiendo su profunda preocupación por los efectos de los disruptores hormonales en la población española y la exigencia de medidas al respecto.

Cinco buenos consejos para empezar
  • Consume productos con certificación ecológica.
  • Limpia el polvo una vez a la semana y ventila la casa al menos dos veces al día.
  • Minimiza tu exposición a químicos, evitando por ejemplo pinturas, aerosoles y tintes para el pelo.
  • Cambia con frecuencia los ingredientes con los que cocinas y consume alimentos variados cada día.
  • Consulta a tu médico antes de tomar cualquier medicamento (incluso los sin receta), suplemento alimentario o hierba medicinal.

Recomendaciones en la compra
  • Consume productos con certificación ecológica, especialmente sin perfumes.
  • Usa tu olfato para evitar productos que huelen a químicos.
  • Evita perfumes innecesarios como los ambientadores.
  • Lava siempre la ropa nueva antes de usarla.
  • No utilices productos  hechos con PVC blando porque pueden contener ftalatos.
  • Prescinde de aquellos productos sometidos a tratamiento antibacterias 


Precauciones en el baño
Imagen folleto Agencia Protección Ambiental Dinamarca
  • Usa cosméticos con certificación  ecológica (incluyendo protectores solares y productos de higiene personal) evitarás los disruptores endocrinos. Si el producto que buscas no tiene certificación evita que contenga ingredientes como butilparabeno, propilparabeno, isobutilparabeno, isopropilparabeno y triclosan para una precaución extra. (Aquí puedes descargarte una lista más completa de ingredientes perjudicales para la salud)
  • Limita el uso de perfumes y evita los tintes para el cabello así reducirás los riesgos de desarrollar alergias. 
  • Considera la posibilidad de reducir el uso general de cosméticos.

En casa
  • Se recomienda limpiar la casa una vez por semana, incluyendo pasar la aspiradora y limpiar el polvo. 
  • Ventilar a fondo por lo menos dos veces al día durante unos cinco minutos. 
  • Evita el uso de sprays, pinturas, barnices y otros productos do-it-yourself y ventila bien si otros han utilizado este tipo de productos. 
  • Ventila la casa con más frecuencia si has comprado muebles nuevos. 
  •  Apaga todos los dispositivos electrónicos innecesarios, especialmente cuando vas a la cama por la noche. 
  • Utiliza productos de limpieza ecológicos, preferiblemente  sin perfume.

En la cocina

Imagen Agencia Protección Ambiental Dinamarca

  • Lava bien frutas y verduras, así como todos los nuevos utensilios de cocina que compres antes de usarlos.
  • Mantén tu comida envuelta o almacenada en recipientes adecuados. El cristal es una opción mucho más adecuada que  el plástico.
  • Cambia con frecuencia los ingredientes con los que cocinas y consume alimentos variados cada día. Muchos productos alimenticios contienen químicos potencialmente perjudiciales para la salud en pequeñas cantidades por lo que es buena idea variar nuestro menú para no consumir demasiada cantidad  de un químico en particular.


Cuando hayas dado a luz
  • Elige para tu bebé productos de higiene, toallitas y detergentes con certificación ecológica y sin perfume. 
  • Recuerda lavar todo antes de empezar a usarlo, incluidos los peluche de tu bebé si no se dañan. 
  • No utilices lociones, jabones o similares en tu bebé diariamente. 
  • Compra juguetes con la etiqueta CE y tira aquellos antiguos de plástico blando. 
  • Durante el periodo de lactancia debes seguir los mismos consejos sugeridos para el embarazo.
¡Cuídate y enhorabuena por traer una nueva vida!

2 comentarios:

  1. muchas gracias x los tips! ¡Me gusta tu blog y el tema de lo natural! Te he dejado una sorpresita en mi blog, pásate a por allí!!

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias por leerme y por tu nominación Supermami!!

    ResponderEliminar